Mi amigo Balduino Hernández me acaba de mandar esta deliciosa receta muy sencilla y una combinación que resulta exquisita.

Elaboración:

tomamos unas obleas de masa de empanadillas, la rellenamos con un queso de cabra artesano y mermelada de confitura de cebolla roja del terreno, de la huerta de Calabazares.

Cerramos las empanadillas y las pintamos con huevo. Metemos en el horno 10 minutos a 140 grados y cuando están doraditas se sacan.

Son perfectas para una cena veraniega, con una cerveza fría o una copa de vino blanco fresquito.

El resultado es mucho mas ricos si se hacen con productos de calidad.

Las mermeladas y confituras de Baldu Hernández que elabora en su pequeña fabrica en la aldea de calabazares, en Almonaster la Real son todas exquisitas, hecha artesanalmente, sin conservantes ni nada parecido solo con los mejores productos de su huerta, miel, azúcar moreno o sin refinar.

Tiene un montón de sabores, de arándanos, de higos, de melocotón, de fresas de Huelva. Es una perfecta para una tostada de pan de pueblo y mantequilla, o como combinación de un plato salado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *